Nos contactamos con Jeff Scott Soto de Sons of Apollo

"Nos encanta tocar en Argentina"



La pandemia mundial demoró todo. Sons of Apollo ya tenía disco nuevo ("MMXX") y por el parate general tuvieron que postergar todo. Ahora, pasado el problema, comienzan a girar con todas las ganas y quieren que la gente escuche los nuevos temas en vivo. Era un buen momento de contactar a Jeff Scott Soto, cantante del supergrupo, para que nos contara los detalles previo al arribo de la banda al país (tocan el 18/8 en el Teatro Flores con Fughu como telonero).


¿Qué puedes destacar de "MMXX", este segundo trabajo del grupo? ¿Lo consideras una evolución del anterior?

Lo veo como una extensión del primer álbum, trabajamos mucho en ese disco inicial para establecer nuestro sonido, nuestro sello. Para “MMXX”, teníamos un conjunto básico y simplemente continuamos donde lo dejamos en el álbum anterior.



¿Cuál era el mensaje que quisiste dar con las letras?

¡Siempre quiero que mis letras digan algo, que signifiquen algo! Pero también suelo escribir en doble sentido, así que podrías pensar que sabés de qué trata una canción, pero en realidad podría tratarse de algo completamente diferente. En este sentido quiero que el oyente piense un poco, es mejor que ser demasiado blanco y negro.


La pandemia les impidió presentar el álbum en todo el mundo. ¿Cómo se sienten ahora para afrontar las giras?

Siento lo mismo que todos los demás en el mundo, esta es una pregunta que millones en todo el mundo pueden responder por igual... mi sentimiento no es diferente al tuyo o al de Paul Stanley (risas). Deseamos tocar en vivo lo más que podamos y presentar el disco por todo el mundo.



¿Qué show vamos a ver próximamente en Argentina cuando nos visiten en agosto?

Verán lo que tuvimos que parar en marzo de 2020, el espectáculo que estábamos haciendo perfectamente. Les ofreceremos lo mejor y ya verán que es un concierto especial y con hermosas canciones. ¡Seguro que será una celebración!


Estuviste en varias bandas y tienes tu carrera en solitario. ¿Cómo te sientes siendo parte de Sons of Apollo y cómo defines al grupo?

¡Esta es una banda de ensueño para mí! De hecho, desde que he comenzado mi carrera, esto es lo más feliz y satisfactorio que he hecho. Más de la primera mitad de mi carrera la pasé con muchos altibajos mientras intentaba hacerme un nombre. ¡Ahora ya tengo el nombre, la experiencia y muchas personas con quienes compartirlo, así que lo aprecio y lo disfruto mucho más ahora!



¿Es muy difícil coordinar los diferentes proyectos personales dentro de la banda?

Realmente no, establecimos el lado comercial desde el principio para que todos supieran que Mike y Derek serían los principales cabecillas, esto ayuda a mantener la visión y el rumbo en línea; de lo contrario, tienes demasiados cocineros en la cocina. Tengo que ser maestro de cocina en muchas otras cosas en las que estoy, así que es bueno darle este trabajo a otra persona y solo concentrarme en lo que traigo a la mesa.

 

¿Podrías enviar un mensaje a los fans argentinos que siguen tu trabajo?

Si, por supuesto. ¡¡Gracias por el chimichurri y el dulce de leche!! (risas). Nos vemos pronto, no veo la hora de volver a tocar para ustedes.


Por Ricardo Puiggrós

Fotos: Marty Moffatt y Fran Cea