Entrevista imperdible con Simone Simons

“Muchos de nuestros discos previos los escribimos en medio de las giras, pero a “Omega” lo escribimos con el tiempo a nuestro favor”



Apenas unos días habían pasado de la edición del octavo disco de Epica, “Omega”, cuando nos contactamos con Simone Simons por Skype para hablar de los pormenores de la grabación y edición del mismo, de los tours cancelados y de sus deseos de volver al país lo antes posible. A continuación, lo más destacado de la imperdible charla con la vocalista.


Recientemente, el 26 de febrero, salió el nuevo disco Epica, “Omega”. ¿Qué comentarios cosecharon hasta ahora? Los comentarios y críticas han sido muy buenos. Dimos muchas entrevistas una vez que se lanzó el disco y muchos nos dijeron que les parece un gran disco, muy balanceado y poderoso. Es muy bueno oír esto de la gente porque es su opinión subjetiva y el arte es subjetivo, por eso es muy bueno saber cuáles canciones les gustaron más, cuáles son sus partes favoritas del disco.


La gente, tanto periodistas como fans, suelen decir que los mejores discos de una banda son los primeros: ya sabés, se dice eso de los primeros discos de Metallica, de Megadeth, incluso de Nightwish. Pero con Epica pasa lo contrario, y muchos dicen que los mejores discos de la banda son los últimos. Me pone muy feliz cuando escucho eso porque siempre pensás que estás mejorando con el tiempo. Pero sé que hay fanáticos de Epica que siguen amando, cómo es mi caso también, discos como “The Phantom Agony” o uno de mis favoritos de Epica, “Design Your Universe”. Como te decía recién, todo es subjetivo en cuanto a opiniones. Esas músicas representaban cómo nos sentíamos en ese momento específico de nuestras vidas. Con “Omega” nos pasó de grabarlo después de un tiempo sabático en el cual escribimos nuestra biografía también: “The Essence of Epica”. Muchos de nuestros discos previos los escribimos en medio de las giras, pero a “Omega” lo escribimos con el tiempo a nuestro favor, después de nuestro descanso. Es un disco muy ambicioso, desde las letras hasta la producción, pero por suerte pudimos tener el tiempo para que todo saliera como queríamos.


Este disco fue pre-producido y grabado durante 2020, un año difícil para todos a nivel profesional y personal. ¿Cómo fue hacerlo en este contexto a nivel mundial?

Ciertamente fue un tiempo difícil para todos. Las partes de la banda se grabaron a finales de aquel febrero, las partes de orquesta, los coros y el coro de niños se grabaron en marzo. Solo quedaban las voces, lo cual fue como un desafío ya que yo vivo en Alemania y Mark (Jansen) en Sicilia. Así que tuvimos que buscar opciones: Mark grabó en su estudio y yo en uno cerca de casa. Fue todo un es-fuerzo coordinado, incluso en mi vida, ya que cuando mi marido tenía que ir a trabajar, yo volvía a cuidar de nuestro hijo. Pero lo supimos sacar adelante bien. En el estudio donde grabé usaron mi micrófono favorito, en fin... El resultado fue el que buscábamos.


Pero antes de eso habían grabado todos juntos en una villa holandesa, ¿cierto? ¿Cómo fue esa experiencia? Sí, grabamos todo menos las partes de orquestas y coros. Yo no estuve allí cuando grabaron, pero sí estuve cuando nos juntamos a escribir el disco juntos. Fue algo nuevo que no pudimos hacer antes ya que estuvimos siempre de gira y, cuando teníamos un tiempo libre, preferíamos estar en nuestras casas. En este caso, para “Omega”, todos estuvimos en la misma casa, desayunábamos juntos y luego comenzábamos a escribir nuestra música. Creo que fue muy beneficioso para los temas del disco.


¿Podrías contarme algo acerca de la elección del título? Sé que guarda cierta relación entre la ciencia y la espiritualidad, ¿no? Claro, tiene que ver con que la ciencia y las espiritualidades coinciden de que todo en el universo tiende a juntarse, el punto Omega trata de la unión de nosotros con la Divinidad: buscar dentro de nuestras propias luces y sombras interiores el camino de la iluminación. Pero también hay otros temas que tratamos en el álbum, como ser la pandemia y el calentamiento global, la supertecnología que puede crear superbebés y también muchos temas personales hay en las letras. Es un disco muy espiritual te diría.



Justamente hablando de eso: ¿Puede ser que éste sea el álbum más introspectivo de Epica en cuanto a las letras? Sí, absolutamente. Mark y yo queríamos escribir sobre ciertos temas personales. Él escribió la música, pero cuando tenía o teníamos alguna idea sobre qué escribir nos consultábamos continuamente como, por ejemplo, en la canción “Freedom”, donde él es el autor original, pero donde me pidió que escribiese un poco como para completar la idea. Las letras que escribimos juntos se complementaron perfectamente.


Tengo entendido que “Omega” tiene suites escritas específicamente para orquesta y coro. ¿Cómo trabajaron esas partes y con qué orquesta lo hicieron? Esas partes orquestales las trabajó Mark, ya que tenía mucha experiencia con su otra banda, Mayan. Nosotros veníamos trabajando en vivo con la Orquesta de Hungría, pero nunca habíamos tenido una orquesta completa en un disco, y queríamos trabajar con ellos porque son muy buenos en lo que hacen. En cuanto al coro, también era algo nuevo para nosotros, lo mismo que el coro de niños. Pienso que le agregaron algo muy especial a las canciones.


¿Puede ser que hayan grabado el coro en una iglesia? Sí, y lo bueno es que ese coro no fue grabado en el estudio, sino que fue grabado en una iglesia, para captar el ambiente y la acústica real del coro. Además, hay partes de instrumentos indios grabados en India. ¿Cómo lograron juntar todo esto? Fueron partes de percusión, algunas flautas y cítaras. Creo que también les agregan un componente extra a las canciones.



La edición de “Omega” fue pospuesta durante el año pasado y su correspondiente tour promocional reprogramado dos o tres veces ya. ¿Cómo piensan encarar este año? ¿Esperan tocar en festivales en vivo? Eso espero. El año pasado, cuando teníamos el álbum listo para salir, estalló el problema de la pandemia. En un momento esperamos que en el siguiente octubre todo estaría ok, pero los festivales y conciertos se fueron cancelando uno tras otro. Esta es la primera vez en nuestra carrera que tenemos un disco nuevo disponible en CDs, vinilos, etcétera, pero que los fans no pueden escuchar en vivo… Muchos festivales fueron programados para este año, pero también se están re-agendando para 2022. Es un momento muy triste para la música por el momento.


Si no estoy equivocado, estabas practicando una canción de “Omega” en español junto a Marcela Bovio. ¿En qué quedó eso? ¿Cómo surgió la idea? La idea surgió una vez que estábamos tocando canciones acústicas y de repente un ritmo estilo salsa surgió, así que me pareció una buena idea cantarla en español. Así que le pedí a Marcela que haga la traducción y que me ayude con la pronunciación. Fue realmente divertido y sé que muchos de los fans de Epica son hispanoparlantes, así que no puedo esperar para tocar esta versión con ellos y ver cuál es su reacción y quizás, ¿por qué no?, cantar juntos. En cuanto a la otra parte de la pregunta, ya está disponible y los fans pueden escuchar todas las versiones acústicas en la edición digipack. Espero que les gusten mucho.


Contame un poco más sobre los videoclips que han lanzado recientemente. ¿Dónde fueron filmados?

Los videos los trabajamos con un equipo polaco de filmación llamado Grupa13, ellos ya habían trabajado con nosotros en el video de “Abyss of Time”. Grabamos los dos videoclips al mismo tiempo, en el pasado julio de 2020. Les mostramos las letras de las canciones y ellos pudieron dar una mejor idea. Entonces armaron el guión, la storyboard, nos pusimos bajo sus órdenes y los resultados fueron increíbles. El de “The Skeleton Key” lo grabamos en una vieja mansión en Polonia, con mucho trabajo de vestuario y en esa casona que incluso se estaba cayendo a pedazos, ¡realmente atemorizante! Pero realmente tuvimos un equipo de trabajo excelente, con muy buenos vestuaristas, maquilladores, técnicos de efectos especiales e incluso con la participación especial de un búho (risas) que estuvo en el set de filmación sólo por un momento. Todo fue muy divertido.


Si bien en 2018 la banda había decidido parar un tiempo, con la pandemia no les quedó otra que hacerlo. ¿Aprovecharon 2019 y parte de 2020 para descansar luego de tantos años en la ruta y recuperar energía antes de iniciar las grabaciones de “Omega”? Definitivamente. Fue la primera vez en nuestra carrera que paramos un tiempo y fue muy beneficio-so. Igualmente, estuvimos muy activos: revisamos bien nuestra biografía antes de publicarla y planeamos muy bien la composición y grabación de “Omega”. Lo único distinto fue que no pudimos salir de gira…

Hace unas dos semanas Mark comentó que le gustaría salir de gira con Evanescense y Nightwish: armar un Big 4 del metal sinfónico y, al parecer, armó un gran revuelo ya que muchísimos medios se hicieron eco de esta noticia. ¿Es sólo un deseo o están trabajando en ello para el futuro? Yo no sé de ningún plan… (risas). Pero definitivamente me gustaría ser parte de eso. Sería un tour muy popular (risas).



¿Podés contarme un poco sobre “The Essense of Epica”? Sí, claro. Refleja todo lo que fue Epica desde un comienzo hasta el final de nuestro último tour. Hicimos miles de llamadas entre nosotros para refrescar recuerdos, para repasar toda la discografía y anécdotas de giras. Fue grandioso sentarnos y hablar sobre nuestras experiencias después de tantos años en tours por todo el mundo. Fue muy emocionante escuchar qué recuerdos tenían los distintos miembros de la banda incluso en los mismos lugares o situaciones ya que muchas de esas cosas yo las había olvidado completamente. Mark tiene muy buena memoria y él fue un factor clave en el libro, también hay anécdotas de nuestro productor y del tour manager. Hay muchas anécdotas divertidas en el libro.


¿Tienen planes para visitar Argentina en cuanto todo esto de la pandemia se termine? Quizás el año que viene ustedes podrían venir para festejar sus 20 años de carrera, ¿no? ¡Por supuesto que queremos ir a Argentina! Queremos ver a nuestros fans de todo el mundo apenas sea un poco más seguro, extrañamos mucho a nuestros fans. Tenemos este gran álbum que nos morimos de ganas de tocar en vivo. Hay que tener un poco más de paciencia, pero, sinceramente, quiero estar sobre un escenario en cualquier parte del mundo y no puedo esperar estar ante nuestros apasionados fans de Argentina y comer esas deliciosas empanadas.


Por Coco Cabrera y Sergio Giambruni Fotos: Tim Tronckoe